Mensaje del Padre Shenan Boquet, Presidente de HLI, después de la victoria electoral del Presidente Barack Obama

Imprimir
Apreciada Familia de Human Life International/Vida Humana Internacional:
 
Es mucha la tristeza que, esta noche, arropa nuestro apostolado por la vida,ahora que se verá confrontada con un segundo cuatrienio de la radical presidencia anti-vida de la Administración Obama en los Estados Unidos de América. Este trágico resultado electoral nos habrá de causar una serie de continuas dificultades en nuestro esfuerzo por levantar una cultura de la vida en todo el mundo. Pero no nos detendremos. Tenemos que perseverar en nuestros esfuerzos y con agresividad, buscar el modo constructivo de adelantar nuestra misión y su defensa de la vida.
 
Esta noche, aquellos que creen en la agenda anti-vida reclamarán la victoria, percibiéndose endosados y envalentados. Esto es un falso reclamo, dado que su logro tiene su base sobre arena movediza e insostenible. Nosotros conocemos aquello que es verdadero. Ahora estamos más determinados que nunca de 'pelear el buen combate y completar la carrera'. Sí, es cierto que estamos decepcionados. Pero acopiemos nuestras fuerzas que nos viene del Señor y avancemos hacia adelante, armados con el amor del Evangelio. Hagamos uso de nuestra decepción y volvamos nuestra mirada hacia el Señor de la Vida para la fortaleza, el valor, la sabiduría, y la guía que nos mueve a poner nuestra confianza y nuestra esperanza en Él. Con seguridad que Él nos ayudará a vencer nuestros enemigos y transformar nuestra cultura. Levantemos nuestras cabezas y caminemos con osadía, con el Señor.
 
¡Les doy las gracias por su fiel servicio al Evangelio de la Vida!
¡Realmente les estoy muy agradecido!
Ahora es el momento para brillar. Que nuestro Señor colme nuestros esfuerzos con todas sus abundantes gracias, y que bendiga las obras forjadas por nuestras manos.

Dios les bendiga.

Padre Shenan Boquet
Presidente de Human Life International

Un amigo fiel es un refugio seguro; el que lo encuentra ha encontrado un
tesoro.